Publicado el Deja un comentario

Evangelio del día y comentario – 8 de agosto de 2021

Jn 6, 41-51: Yo soy el pan vivo

19º Ordinario María Mackillop (1909) Domingo de Guzmán, fundador (1221) 1Re 19, 4-8: Elías caminó hasta el monte Salmo 33: Gusten y vean qué bueno es el Señor Ef 4, 30–5, 2: Vivan en el amor

En aquel tiempo, los judíos murmuraban porque había dicho que era el pan bajado del cielo; 42y decían: ¿No es éste Jesús, el hijo de José? Nosotros conocemos a su padre y a su madre. ¿Cómo dice que ha bajado del cielo? 43Jesús les dijo: No murmuren entre ustedes. 44Nadie puede venir a mí si no lo atrae el Padre que me envió; y yo lo resucitaré el último día. 45Los profetas han escrito que todos serán discípulos de Dios. Quien escucha al Padre y aprende vendrá a mí. 46No es que alguien haya visto al Padre, sino el que está junto al Padre; ése ha visto al Padre. 47Les aseguro que quien cree tiene vida eterna. 48Yo soy el pan de la vida. 49Sus padres comieron el maná en el desierto y murieron. 50Éste es el pan que baja del cielo, para que quien coma de él no muera. 51Yo soy el pan vivo bajado del cielo. Quien coma de este pan vivirá siempre. El pan que yo doy para la vida del mundo es mi carne.

Comentario

En aquel tiempo, los judíos murmuraban porque había dicho que era el pan bajado del cielo; 42y decían: ¿No es éste Jesús, el hijo de José? Nosotros conocemos a su padre y a su madre. ¿Cómo dice que ha bajado del cielo? 43Jesús les dijo: No murmuren entre ustedes. 44Nadie puede venir a mí si no lo atrae el Padre que me envió; y yo lo resucitaré el último día. 45Los profetas han escrito que todos serán discípulos de Dios. Quien escucha al Padre y aprende vendrá a mí. 46No es que alguien haya visto al Padre, sino el que está junto al Padre; ése ha visto al Padre. 47Les aseguro que quien cree tiene vida eterna. 48Yo soy el pan de la vida. 49Sus padres comieron el maná en el desierto y murieron. 50Éste es el pan que baja del cielo, para que quien coma de él no muera. 51Yo soy el pan vivo bajado del cielo. Quien coma de este pan vivirá siempre. El pan que yo doy para la vida del mundo es mi carne.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *