Publicado el Deja un comentario

Evangelio del día y comentario – 29 de octubre de 2020

Lc 13, 31-35: Jerusalén que matas a los profetas

Miguel Rúa (1910) Gaetano Errico (1860) Primera lectura: Ef 6, 10-20 Tomen las armas de Dios Salmo responsorial: Sal 143, 1.2.9-10ab

En aquel tiempo se acercaron unos fariseos a decirle a Jesús: Sal y retírate de aquí, porque Herodes intenta matarte. 32Jesús les contestó: Vayan a decir a ese zorro: mira, hoy y mañana expulso demonios y realizo sanaciones; pasado mañana terminaré. 33Con todo, hoy y mañana y pasado tengo que seguir mi viaje, porque no puede ser que un profeta muera fuera de Jerusalén. 34¡Jerusalén, Jerusalén, que matas a los profetas y apedreas a los enviados, cuántas veces quise reunir a tus hijos como la gallina reúne a los pollitos bajo sus alas; y tú no quisiste! 35Por eso, la casa de ustedes quedará desierta. Les digo que no me verán hasta el momento en que digan: Bendito el que viene en nombre del Señor.

Comentario

América Latina ha tenido una historia martirial en la que abundan los nombres de indígenas, líderes sociales, religiosas, sacerdotes e incluso obispos como Oscar Arnulfo Romero en San Salvador y Juan José Gerardi en Guatemala. La mente y el corazón de los poderosos se ha cerrado al anuncio del Evangelio de Dios. Los escribas, en el texto evangélico, previenen a Jesús: “Vete de aquí porque Herodes quiere matarte”. A pesar de la amenaza que circulaba en el medio ambiente, Jesús se mantiene firme: Vayan a decir a ese zorro… que debo continuar mi viaje. Jesús se ha determinado a cumplir la voluntad del Padre. Se mantiene fiel y se “resiste a las fuerzas del mal”, como dice Pablo en la primera lectura. Finalmente, Jesús se lamenta de la dureza del corazón de los habitantes de Jerusalén: cuántas veces quise reunir a tus hijos como la gallina a los pollitos… y tú no quisiste. ¿Conoces a algunas personas que hayan entregado su vida por el Evangelio? ¿Puedes hacer una oración por los mártires de América Latina?

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *