Publicado el Deja un comentario

Evangelio del día y comentario – 24 de agosto de 2020

Jn 1, 45-51: Tú eres el Hijo de Dios

Bartolomé, apóstol (s. I )Primera lectura: Ap 21, 9b-14 Serás esposa del Cordero Salmo responsorial: Sal 144, 10-13b.17-18

Felipe encuentra a Natanael y le dice: Hemos encontrado al que describen Moisés en la ley y los profetas: Jesús, hijo de José, el de Nazaret. 46Responde Natanael: ¿Acaso puede salir algo bueno de Nazaret? Le dice Felipe: Ven y verás. 47Viendo Jesús acercarse a Natanael, le dice: Ahí tienen un israelita de verdad, sin falsedad. 48Le pregunta Natanael: ¿De qué me conoces? Jesús le contestó: Antes de que te llamara Felipe, te vi bajo la higuera. 49Respondió Natanael: Maestro, tú eres el Hijo de Dios, el rey de Israel. 50Jesús le contestó: ¿Crees porque te dije que te vi bajo la higuera? Cosas más grandes que éstas verás. 51Y añadió: Les aseguro que verán el cielo abierto y los ángeles de Dios subiendo y bajando sobre el Hijo del Hombre.

Comentario

El encuentro con Jesús es la experiencia que marca la existencia de una persona. Lo que han vivido Felipe y Natanael resume lo que tiene que acontecer en la vida de cada creyente hoy, si se deja encontrar por el Señor. Es fundamental que todo bautizado logre tener una relación personal con Jesús, que marque su vida de una manera tal que los demás hombres y mujeres vean en la persona que abraza el discipulado a Dios mismo. Jesús es quien resume la Ley y los Profetas. Él es la Palabra autorizada del Padre. Él es quien revela la manera de ser y de proceder de Dios. Si el bautizado acepta el testimonio de Jesús, entonces está llamado a hacer en primera persona la experiencia del Hijo que da a conocer al Padre y en testigo del amor de Dios que libera y humaniza. Solo así otros llegarán a conocer y a reconocer a Jesús como el Cristo, el Hijo de Dios, y de esa manera tendrán vida en abundancia.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *